18 may. 2010

Los personajes de Nuevo Ser: Manuel

Para consultas, llamar al 4754-2814 o escribir a biblosnuevoser@hotmail.com















- Manuel, continuamos con tu entrevista después de haber hablado con Rubén
- Mi nombre es Manuel , tengo 62 años y hace 15 quedé ciego. Sigo en actividad, sigo trabajando, soy comerciante. Vengo a la Biblioteca hace 10 años, desde los comienzos. Encontré un lugar donde venir para leer, estudiar, conversar, hacer amigos. Aparte, hice la rehabilitación en la escuela 504 de ciegos.
- ¿La biblioteca cómo la conociste? ¿quién te la acercó o cómo te acercaste vos?
- Conocí a Dionisio en la  504, porque él ya iba cuando yo fui y cuando  empezaron a armar la Biblioteca, yo vine  con ellos.
- Estaba mirando ahí atrás que estamos en el salón Dionisio Villafañe. Este saloncito  tiene un fileteado muy lindo en una madera que dice su nombre.
- Así es, fue alguien muy valioso acá. Por otro lado,  yo nunca me integré a trabajar más dentro de la Biblioteca porque siempre seguí trabajando en lo mío. Entonces, al estar en actividad, no tengo tiempo de dedicarle a la Biblioteca, pero cuando puedo, vengo, charlo, me interiorizo en las cosas, me  llevo libros, estudio computación aquí, vengo y practico algo en las computadoras. Son como artefactos para hacer gimnasia: si tenés alguien que te haga compañía, te subís pero si estás solo seguís de largo, sin escalas. Es algo para compartir, también. Porque nosotros usamos la computadora como un vínculo para estar unidos al mundo exterior, no como algo laboral. No es que entro en la computadora para facturar o hacer notas de pedido.
- ¿Recordás algún libro en particular  porque te gustóespecialmente?
- “El Viejo y el Mar” de Hemingway, de los que he llevado como libro de lectura. Aparte, el año pasado acá la Biblioteca fue a comprar a la Feria del Libro e hice una regresión a la infancia, me llevé todos los de Julio Verne. También leo de política y de historia.
- Algunas personas, cuando pierden la vista se desmoronan, se quedan a veces en la depresión y la tristeza. A vos y a Rubén, al contrario, se los ve -no digo que sea fácil- activos…
- Es que primero, se pasa un período de duelo como en todo, tenés una gran pérdida. Un pariente un familiar, un miembro… la vista es uno de los sentidos. Después de que superás el período de duelo, lo que hacés,  depende de cada uno.
- ¿A vos algo hubo en particular que te ayudó a pasarlo y plantearte que igual ibas a seguir viviendo y haciendo cosas?
- Sí, cuando fui a cobrar la jubilación y vi lo que me pagaron (risas).
- Bueno, es una motivación...
- Y, sí, porque cuando quedé ciego,  fui y cobré 110$ el primer pago de la jubilación y al rato, pagué 140$ de corporación médica. Me alcanzaba para pagar la obra social y punto. ¿Qué hacía ?
- A vos, Rubén, ¿algo que te haya ayudado frente a la novedad de encontrarte así sin poder usar la vista?
- Creo que fue mi formación como ser humano, vengo de una buena enseñanza familiar. Siempre digo que mis padres lo mejor que me dejaron fue la educación que me dieron. Eso traté de transmitírselo a mis hijos y eso es lo que también me ayudó a salir de este trance.
- Bueno, Rubén y Manuel muchas gracias,¿algo que quieran agregar?
- (Rubén) Me gustaría agregar que uno, hasta que no le pasan estas cosas, no sabe lo que realmente es pero vivimos en un país dónde los discapacitados están tratados muy por debajo del nivel del ser humano, como si fuéramos de segunda. Me gustaría hacer algo para que fuera más igualitario el trato entre todos.
- (Manuel) Nosotros desgraciadamente formamos parte de un ghetto. Los que somos no videntes nos juntamos con no videntes, entonces, lo que podemos hacer dentro del núcleo de los videntes es buscarle ayuda a otro no vidente que esté con problemas, porque no todos los no videntes pueden superarlo.  Yo desde que me quedé ciego ya perdí a tres amigos. Tres ex compañeros de escuela, por dejarse morir, por abandonarse a la depresión. Desgraciadamente, no hay buena atención psicológica para la persona adulta que pierde la vista. Cuesta conseguir un psicólogo o psicóloga que se especialice. Eso también sería necesario que cambiara.

No hay comentarios: